27 julio 2008

Pueblo chico

El viernes fui al templo.
Entré, me senté. Estaban cantando el "lecha dodi".
Nos pusimos todos de pie para la última estrofa, en la que hay que darle la bienvenida al descanso sabático con una reverencia.
Y ahí los vi.
A un lado -mi izquierda- mi dentista.
Y al otro -a mi derecha- mi ginecólogo.
Ahhhh... pueblo chico. Destino de inmigrante que se guetifica...
Saludé a ambos con una leve inclinación de cabeza, rogando que no se conozcan... dios sabe qué conversaciones heréticas podrían entablar en honor de todos mis órganos que ambos tan bien conocen!...

22 julio 2008

El matrimonio según Jeremías

-¿Mami, por qué el novio le besa el corpiño a la novia cuando se casan?
-¿Eh!!!!!!?
-Que por qué el novio le tiene que dar un beso en el corpiño.
-¿De dónde sacaste eso? (Y yo que pensé que ya había escuchado todo de Jere...)
-Y... cuando dicen: "And now you may kiss the bra!"
-No, mi amor, lo que dicen es: "And now you may kiss the BRIDE"
-Ah.
-Vení, dame un beso.
-Chuik.
-Chuik. Te quiero mucho, hijo.
-Yo te amo.

15 julio 2008

Aprender a leer, esa magia.

Qué difícil es entender que alguien no pueda leer:
Yo me siento, libro en mano, las letras no se me aparecen más que como letras, la lógica conexión entre ellas, el sonido que forman al unirse me es TAN OBVIO.
Y sin embargo, ahí estoy, con Jeremías a upa, sus ojos y mente de seis años tratando de leer... ¿y qué es eso? ¿Juntar sonidos? ¿Unir garabatos y hacerlos sonar como algo que llamamos palabra? Es sólo una convención para poder comunicarnos.
Me tengo que armar de paciencia para no terminarle la palabra antes de lo que a él le lleva descifrarla. La tarea es titánica, y eso es lo que más me intriga: nosotros no podríamos NO-LEER lo que está escrito, es decir, no podríamos ver otra cosa que no sean palabras con sentido, aunque quisiéramos. Pero Jere, ¿qué ve? ¿qué ve cuando mira las letras? ¿y qué pasa en ese momento crucial en que -después de unos segundos, y una serie de intentos bbbb...baaa...bee.be...bed!- deja de ver unos garabatos y ve una letra, y otra, y sale una palabra de sus labios?
Fascinante.
Me había olvidado que una vez no supe leer.

12 julio 2008

El paladar se ha pronunciado



No sabemos si Henry hablará castellano o no, si con acento pronunciado o leve, porteño, neutro o anglosajón. Pero el mate, por lo menos, ya lo ha incorporado. Toma con ruidito y todo.

10 julio 2008

Barreda tiene Facebook

... ¡y tiene más amigos que yo!
El famoso odontólogo devenido asesino con mayor popularidad en la historia está en Facebook y cosecha amistades a mano batiente (diría mandíbula, por lo de dentista, jeje...).
Y yo, que estoy semifascinada con la herramienta, que hasta parece que estoy haciendo un pseudo doctorado en Facebook -no por cómo lo uso sino por cómo lo analizo- dudo: ¿lo agrego o no lo agrego? Es que no me queda otra que pedir de incorporarme a su lista ya que es la única manera de poder ver toda su actividad, lo que la gente le escribe, etcétera. Y me mata la curiosidad.
De todos modos, no es que Barreda va salir de la página y matarme de un escopetazo, ¿no? (¿o sí?)...
Veremos si gana la curiosidad o la cordura.
Por ahora, y como buena inmigrante, seguiré usando Facebook para reencontrarme con amistades perdidas, diseminadas, extrañadas, amadas.
A ver si le gano.

08 julio 2008

O la casa, o el blog

Estábamos cenando festejando el cumple de mi papá, hace unas horas, cuando se acerca una de las mozas a avisarnos que la cocina ceraría en diez minutos, por si todavía queríamos pedir algo. Eran apenas las nueve de le noche. Imagínense que ustedes, por ahí, por esos países nocturnos y noctámbulos, recién se estarían empezando a bañar para prepararse para salir! Yo, después de cinco años, estoy acostumbrada a esto de que todo cierra temprano. De todos modos no dejé de sorprenderme un poquitín (será porque ahora que mis viejos están de visita me traen un poquito de nuestras benditas costumbres argentinas acá a Melbourne.). Entonces me dije: "qué bueno, recién las nueve. cuando llegue a casa voy a tener tiempo de leer, darme un baño de inmersión, estar en la compu, seguir la novela y escribir en el blog"...
Bueno, no sé cómo pasó pero ahora es la UNA DE LA MAÑANA y se me fueron CUATRO HORAS haciendo de todo menos lo que dije que iba a hacer por puro placer, para mí y mi propia satisfacción!!!! Léase: bañar a Henry, planchar la ropa para mañana, preparar mochila, hacer viandas, poner el secarropas, sacar del lavarropas (o era al revés?), retar a Coni, caminar levantando cosas tiradas por ahí (a veces sé lo que es caminar por un campo minado, créanmelo!), calentar la mamadera, amamantar, alternar con mamadera de nuevo, hacer la papelería para el contador, bañar a Henry que se acaba de hacer, retarlo a Jere, amigarme con Coni, otra vez la mamadera, amigarme con Jere, pasar la aspiradora de mano para juntar restos de pochoclo de antes de ayer, luchar con Coni y Jere, a la vez, para que vayan a bañarse, dormir a Henry que se despertó con los gritos, preparar mi ropa para mañana, chequear el pronóstico, cambiar la elección por algo más abrigado, buscar la ficha que falta del juego que dejaron tirado porque si no no me voy a poder dormir (obse, yo?), pagar el gas que vence hoy y bueno, se me fueron las cuatro horas.
Así que votemos:
O los quehaceres domésticos, o el blog.
Favor depositar votos en la Urna de comentarios.

05 julio 2008

El tiempo pasa

... "nos vamos poniendo viejos", dice la canción, no?
Bueno, acá van unas pocas señales:

1) Coni (10) tiene novio.
Hace tres meses.
Ya hacen planes para irse juntos de colonia de vacaciones.
2)Los padres del novio mi hija nos quieren invitar a la casa.
A cenar.
3)Jere (6) tiene su propia cuenta de email.
No quiere que sepa su contraseña.
4)Coni no quiere que la salude efusivamente delante de sus amigas.
Ni qué hablar delante de Sam...
5)Mi hija escribió lo siguiente en un mensaje de chat (que logré ver furtivamente):
gtg soz bi ps dont w
Le pregunté en qué idioma era.
Me miró con cara de hija.
Adolescente.
Me "tradujo":
"I´ve got to go. Sorry. Bye. Please don´t write"
(Y yo que pensé que sabía inglés...)
6)En Facebook encuentro apellidos conocidos de mi infancia.
Entusiasmada, abro esos nombres.
Descubro que son los hijos de mis amigos.
(El parecido es inmenso, me retrotrae unos cuántos años atrás, es él (o ella) reencarnado en su hijo/a).
Qué escalofrío.
7)De repente me encuentro diciendo cosas como "Sí... cuando egresé del Secundario hace veintidós años....", o: "Cuando terminé la Primaria, hace veintisiete años...".
A la flauta.
8)Los primeros alumnos que tuve tienen hoy treinta años.
Y tienen hijos.
Que tienen Facebook.
9)Cuando hablo con Coni y Jere tengo que morderme la lengua para no decirles la odiosa frase "Cuando yo era chica... (bla bla bla bla)".
10)Cuando yo era chica viejas era las de treinta. ¿Cuarenta? Al borde del asilo.

Si terminaste de leer y estás sonriendo... ¡bienvenido al club!